Páginas vistas en total

martes, 23 de abril de 2013

Hacer crecer cristales en el laboratorio


Ingresa a la AMC experto en la formación de cristales

 Juan Manuel García Ruiz y su equipo desarrollaron una teoría sobre la formación de los colosales cristales de yeso de la Mina de Naica, en Chihuahua, una de las más grandes en el mundo 
 
Una de las contribuciones de Juan Manuel García Ruiz es el desarrollo de técnicas para hacer crecer cristales en el laboratorio.
El estudio de los cristales no se reduce a piedras preciosas y sus propiedades, es un mundo que abarca todos los aspectos de nuestra vida. Sus aplicaciones pueden ir desde los cosméticos o los medicamentos, hasta el desarrollo de nanotecnología o nuevos materiales.
El doctor Juan Manuel García Ruiz ha dedicado su vida al estudio de las estructuras cristalinas alcanzando el reconocimiento internacional por la calidad de sus investigaciones.
Por su estrecha colaboración con grupos de investigación en México y labor para la formación de recursos humanos en el país, forma parte de la Academia Mexicana de Ciencias (AMC) como Miembro Correspondiente.
La ceremonia de ingreso se llevará a cabo este martes 23 de abril en el auditorio del Museo de las Ciencias Universum de la Universidad Nacional Autónoma de México, donde el geólogo español dictará la conferencia magistral “El maravilloso mundo de los cristales”, a partir de las 18:00 horas.
El investigador Abel Moreno Cárcamo, del Instituto de Química de la UNAM, expresó que el ingreso del doctor García Ruiz a la AMC es un reconocimiento a su labor científica, de manera especial por los estudios que ha realizado sobre la formación de los colosales cristales de la Mina de Naica, en Chihuahua.

El grupo de trabajo de García Ruiz estableció una teoría sólida sobre la formación de estas estructuras, una de las más grandes y espectaculares hasta ahora registradas a nivel mundial.

Por sus estudios se ha comprendido que el proceso por el que se formaron fue el de sobresaturación de material, muy baja pero constante, que se crea por un mecanismo de autoalimentación basado en la transición anhidrita-yeso.
Esta investigación sigue en proceso y uno de los objetivos es darle a esta cueva cristalina el reconocimiento internacional de la UNESCO como patrimonio natural.
Explicó que la investigación en Naica, en la que también han colaborado científicos japoneses de la Universidad de Sendai, requirió de la utilización de un microscopio interferométrico avanzado, instrumento con el que demostraron que estos colosales cristales se formaron a la velocidad más baja jamás medida en un proceso natural.
Otra gran contribución de García Ruiz es en el campo del crecimiento de cristales; es decir, hacer crecer cristales en el laboratorio a partir de distintas técnicas, siendo una de ellas la cristalización de proteínas.
Su principal aportación ha sido la extensión de la técnica de contradifusión para su uso en cristalización de macromoléculas.
Estos trabajos han servido para proponer, fundamentar y explicar los resultados positivos de esta técnica y presentarla como una alternativa al método clásico de difusión en vapor.

La contradifusión en capilares ha dado lugar a la creación de la Granada Crystallization Box, conocida en todo el mundo como el aparato pionero de cristalización por contradifusión.

Otro de los aspectos a resaltar del científico español, explicó Abel Moreno, es la intensa labor de divulgación que lleva a cabo el Miembro Correspondiente sobre la investigación que realiza y su empeño por despertar un interés en la ciencia, especialmente en la cristalografía, entre los jóvenes y sus profesores, labor que desempeña especialmente en los medios de comunicación.
El documental “El misterio de los Cristales Gigantes” es el trabajo de difusión más conocido del investigador.
Juan Manuel García Ruiz es actualmente profesor de investigación del Laboratorio de Estudios Cristalográficos de Granada, España.
Sus estudios están enfocados a los fenómenos de autoorganización en estructuras biológicas y geológicas.

Nacido en Sevilla en 1953, el doctor por la Universidad Complutense de Madrid (1980), ha sido profesor de esta misma universidad y de la Universidad de Cádiz.

Desde 1990 es profesor de Investigación del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) de España.
En su formación académica destacan dos reconocidos cristalógrafos, Pedro Tavira, y José Luis Amorós, este último una de las figuras más importantes de esta área en España, y quien tras su exilio en Estados Unidos regresó a su país donde García Ruiz se integró a su equipo para dedicarse al estudio de los cristales y su aplicación.
En 1983 García Ruiz regresó a la Universidad de Cádiz en donde a los pocos años creó el Laboratorio de Estudios Cristalográficos, el cual dirige desde entonces.
Actualmente este laboratorio cuenta con más de 30 investigadores y cuatro líneas independientes de investigación; ha dirigido proyectos europeos e internacionales y un proyecto Consolider.
También formó una empresa sping off (de transferencia de conocimiento) Triana Science and Technology.
En su trayectoria como investigador, García Ruiz ha recibido innumerables premios y los resultados de sus investigaciones se han traducido a varios idiomas, utilizándose incluso como material didáctico en instituciones educativas.

El trabajo del geólogo español ha sido de gran impacto en la literatura científica.

Ha publicado más de 150 artículos en revistas como Geology, Nature y Science, y ha recibido casi 3 mil 500 citas en textos especializados.
Ha formado estudiantes de doctorado y postdoctorado en diversos países, entre ellos México, e impartido alrededor de 180 conferencias en centros españoles e internacionales.
Es miembro de la Real Sociedad Española de Historia Natural, de la Real Sociedad Española de Física y Química y de la Academia de Ciencias de Nueva York.
Hasta el momento, el doctor Juan Manuel García Ramírez ha registrado tres marcas y publicado ocho patentes en España y tres internacionales.
Tras dirigir el proyecto Consolider “Factoría Española de Cristalización”, dirigió la creación de un servicio de cristalografía y cristalización de alta calidad llamado “La Factoría de Cristalización”, dirigido a empresas privadas y públicas y a grupos de investigación de universidades de todo el mundo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario